Portada - Un gran pez devora a un soldado del antiguo Egipto en uno de los mosaicos hallados en los suelos de la sinagoga de Huqoq. (Fotografía: Jim Haberman)

Descubiertos singulares mosaicos con escenas bíblicas en antigua sinagoga de Galilea

En el transcurso de unas excavaciones arqueológicas se han descubierto en una antigua aldea judía de Galilea, Israel, vistosos mosaicos del siglo V d. C.: en uno de ellos aparece el Arca de Noé y en otro Moisés separando las aguas del Mar Rojo. En la sinagoga en la cual se han encontrado los mosaicos también se observan otras escenas: un líder militar griego, posiblemente Alejandro Magno, visitando Palestina, y un desfile triunfal con elefantes. En el yacimiento, situado en la antigua población galilea de Huqoq, había también monedas pertenecientes a diversas épocas y que abarcan un período histórico de 2.300 años.

En los antiguos mosaicos no son habituales los motivos relacionados con el Antiguo Testamento, por lo que los arqueólogos e investigadores que están trabajando en el lugar se encuentran muy satisfechos con el descubrimiento. Los expertos han retirado los mosaicos para su conservación y han enterrado de nuevo el emplazamiento en el que se encuentra la sinagoga.

“Estas escenas son muy poco habituales en antiguas sinagogas,” afirma Jodi Magness, profesora del Colegio de Artes y Ciencias de la Universidad de Carolina del Norte con sede en Chapel Hill en una nota de prensa . “Los únicos ejemplos similares se han encontrado en Gerasa/Jerash (Jordania) y Mopsuestia/Misis (Turquía), en el caso del Arca de Noé, y Khirbet Wadi Hamam (Israel) y Dura Europos (Siria) en el caso de la separación de las aguas del Mar Rojo.”

En las excavaciones están participando diversas instituciones, coordinadas y dirigidas por la Dra. Magness y Shua Kisilevitz, de la Autoridad de Antigüedades de Israel.

En uno de los mosaicos del suelo de la nave central, en el centro de la sala, se observa un arca con parejas de animales, entre los que hay leones, osos, leopardos, elefantes y serpientes. En el mosaico también aparecen asnos, avestruces, camellos, ovejas y cabras.

Génesis 6,19: “Y de todo ser viviente, de toda carne, meterás en el arca una pareja para que sobrevivan contigo. Serán macho y hembra.” En este mosaico podemos observar una pareja de asnos camino del Arca de Noé. (Fotografía: Jim Haberman)

Génesis 6,19: “Y de todo ser viviente, de toda carne, meterás en el arca una pareja para que sobrevivan contigo. Serán macho y hembra.” En este mosaico podemos observar una pareja de asnos camino del Arca de Noé. (Fotografía: Jim Haberman)

Otra de las escenas nos muestra a los soldados del faraón siendo devorados por grandes peces, tras sacar Moisés a los israelitas de Egipto, como se narra en el libro del Génesis (ver imagen de portada). Los soldados aparecen rodeados de carros de guerra arrastrados por las aguas junto con sus caballos y conductores.

No son los primeros mosaicos que se descubren en esta sinagoga. En el año 2012 se encontró uno en su pasillo oriental en el que se veía a Sansón con las zorras, una historia que aparece en Jueces 15,4. Más tarde, en el 2013, se halló cerca de este mosaico otro en el que se podía observar a Sansón cargando con las puertas de Gaza, un relato de Jueces 16,3.

El equipo descubrió en el mismo pasillo oriental en los años 2013 y 2014 el único motivo no bíblico conocido que adorna la antigua sinagoga. Representa probablemente, aunque no es seguro, el legendario encuentro entre el sumo sacerdote judío y Alejandro Magno. Alejandro visitó Galilea, la región más septentrional de Palestina, en el siglo IV a. C.

Otro de los mosaicos de la sinagoga en el que podemos ver a un antiguo líder militar griego, posiblemente Alejandro de Macedonia, en el único motivo no bíblico descubierto hasta ahora en este conjunto de mosaicos. (Fotografía: Jim Haberman)

Otro de los mosaicos de la sinagoga en el que podemos ver a un antiguo líder militar griego, posiblemente Alejandro de Macedonia, en el único motivo no bíblico descubierto hasta ahora en este conjunto de mosaicos. (Fotografía: Jim Haberman)

En el año 2015 se descubrió un panel que mostraba una inscripción hebrea rodeada de animales y figuras humanas, además de querubines y otras criaturas mitológicas.

Explica la Dra. Magness en la nota de prensa:

Ésta es con diferencia la serie más extensa de escenas bíblicas descubierta jamás en los mosaicos que decoran los suelos de una antigua sinagoga. La disposición de los mosaicos en paneles sobre los suelos trae a la mente la sinagoga de Dura Europos en Siria, en la que hay pintada sobre paneles en las paredes todo una colección de escenas bíblicas.

Huqoq es una antigua aldea judía situada unas 3 millas al oeste de Cafarnaúm y Magdala. Hasta ahora se han completado hasta cinco temporadas de excavaciones en el yacimiento, realizadas por un consorcio de universidades. La sinagoga data de las épocas tardorromana y bizantina.

En cuanto a las monedas, “Las antiguas monedas halladas en Huqoq, que estoy estudiando personalmente, abarcan un período de 2.300 años en relación con este lugar, y son cruciales para nuestra comprensión de la monumental sinagoga y la aldea vinculada a ella,” apunta el especialista en monedas de la Universidad Baylor y profesor de historia del arte Nathan Elkins en una nota de prensa . La nota no aporta mayores detalles sobre el hallazgo de las monedas.

Aquí podemos visitar la web del Proyecto de Excavaciones de Huqoq.

Imagen de portada: Un gran pez devora a un soldado del antiguo Egipto en uno de los mosaicos hallados en los suelos de la sinagoga de Huqoq. (Fotografía: Jim Haberman)

Autor: Mark Miller

Este artículo fue publicado originalmente en www.ancient-origins.net y ha sido traducido con permiso.

Next article