Portada-Algunas de las sepulturas delimitadas por lajas de piedra halladas en el cementerio medieval de Arganzón. (Fotografía: UPV-EHU/NCYT Amazings)

Aldea medieval del siglo VI descubierta en el norte de España

En el enclave burgalés del Condado de Treviño, al norte de España, ha salido a la luz la vieja aldea de Arganzón: es el resultado de una serie de excavaciones en las cuales se han recuperado tumbas, viviendas, y silos de la Alta Edad Media, así como un convento de principios del siglo XVII.

Un equipo de arqueólogos pertenecientes al grupo de investigación de Patrimonio y Paisajes Culturales de la Universidad del País Vasco ha logrado recuperar en el valle del río Zadorra, en las inmediaciones de La Puebla de Arganzón , un poblado medieval y un convento franciscano.

Según publica NCYT Amazings , el proyecto arqueológico ha demostrado que el proceso de formación de aldeas y pueblos medievales siguió un proceso muy diferente en el valle del Zadorra.

Excavaciones y hallazgos

El poblado medieval hallado en las excavaciones consta de un importante número de edificios, entre los cuales destaca una gran torre rectangular, realizada con muros de unos dos metros de anchura y de una altura de unos tres metros, así como un edificio residencial de sillarejo (bloques de piedra labrada), tal y como se informa desde la web oficial del municipio .

Vista de la Puebla de Arganzón, localidad cercana a la antigua aldea medieval de Arganzón (CC BY-SA 3.0)

Vista de la Puebla de Arganzón, localidad cercana a la antigua aldea medieval de Arganzón ( CC BY-SA 3.0 )

Además, las excavaciones han permitido hallar un amplio cementerio con tumbas antropomorfas, sepulturas delimitadas por lajas de piedra y enterramientos llevados a cabo directamente sobre la roca, anteriores al año mil. “ Los estudios antropológicos han permitido observar que en el cementerio estaban enterrados tanto niños como adultos, jóvenes y seniles, varones y mujeres, en definitiva, toda la comunidad de Arganzón ”, explica Juan Antonio Quirós Castillo , director del proyecto.

También ha sido posible identificar algunas viviendas, asociadas al cementerio, que estuvieron en uso durante la Alta y la Plena Edad Media . Son éstas unas estructuras poco consistentes construidas a base de zócalos de piedra y con cerramientos de materiales efímeros. Otros descubrimientos interesantes son los que se refieren a varios silos destinados al almacenaje de cereales.

Por otra parte, en el año 1615 fue fundado el convento franciscano de Nuestra Señora de la Concepción sobre la vieja iglesia de Santa María . Las excavaciones han permitido recuperar parcialmente la planta del monasterio, que incluye una iglesia conventual, un amplio claustro, un huerto y otros edificios anexos. En el interior de la iglesia se han hallado numerosos enterramientos, destacando uno en el que el esqueleto recuperado aparece con un rosario de hueso en el cuello. El convento, que estuvo en uso hasta 1834, fue reconstruido y reformado en varias ocasiones, tal y como muestran los numerosos y diversos tipos de suelos y muros reparados. Por último, también se ha recuperado gran cantidad de diferentes materiales cerámicos  así como restos de alimentos. Durante la batalla de Vitoria y las guerras carlistas el convento resultó seriamente dañado, lo que provocó su abandono.

Se han descubierto varios silos destinados al almacenaje de cereales. (Fotografía: UPV-EHU/El Correo)

Se han descubierto varios silos destinados al almacenaje de cereales. (Fotografía: UPV-EHU/El Correo )

Historia de Arganzón

Arganzón, situado en la periferia de la antigua ciudad romana de Iruña , fue fundado en torno al siglo VI. Las primeras referencias escritas que nos han llegado acerca de esta aldea medieval son del año 801, cuando en sus alrededores tuvo lugar la Batalla de las Conchas de Arganzón , en la que un contingente cristiano tendió una emboscada a fuerzas árabes durante una de las incursiones de éstas en Álava y Castilla.

Posteriormente, en el año 871 ya se menciona la iglesia de Santa María de Arganzón en un documento en el que se refiere cómo el señor Arroncio donó al monasterio de Acosta diversos bienes recibidos en herencia de sus abuelos procedentes de León, entre los que se incluía la iglesia de Arganzón. Esto motivó que siempre se considerase a Arganzón como un ejemplo magnífico de repoblación llevada a cabo mediante la llegada de gentes del noroccidental reino astur-leonés .

Sin embargo, tal y como podemos leer en el diario El Correo , a pesar de la presencia de Arroncio y de sus antepasados leoneses, el equipo de investigadores estima que las aldeas y pueblos medievales del valle del Zadorra siguieron un proceso muy diferente al de otras localidades de la época. “ Dicho de otra manera, Arganzón no se ha formado como resultado de la repoblación llevada a cabo por colonizadores procedentes de otros sectores del norte peninsular en el siglo IX, sino que es el resultado de una iniciativa local precedente ”, resalta Juan Antonio Quirós.

Torre del antiguo castillo de Arganzón, construido hacia el año 1000. (Fotografía: UPV/EHU-Agencia Sinc)

Torre del antiguo castillo de Arganzón, construido hacia el año 1000. (Fotografía: UPV/EHU-Agencia Sinc )

Próximo al poblado fue fundado, hacia el año mil, el castillo de Arganzón , aún conservado parcialmente. La aldea, de gran relevancia a lo largo de los siglos, continuó siendo habitada aún después de fundarse, a finales del siglo XII, la vecina Puebla de Arganzón. Finalmente, el antiguo Arganzón sería abandonado de forma definitiva en la Baja Edad Media, aunque su iglesia fue restaurada en siglos posteriores.

Imagen de portada: Algunas de las sepulturas delimitadas por lajas de piedra halladas en el cementerio medieval de Arganzón. (Fotografía: UPV-EHU/NCYT Amazings )

Autor: Mariló T.A.

Next article