All  
Portada-Planta-Cannabis-Sativa.jpg

Marihuana Medicinal: Cazadores-Recolectores actuales Pueden Estar Utilizando Cannabis para Tratar Infecciones Intestinales

Se ha descubierto que cuanto más cannabis fuman los miembros de las tribus de cazadores-recolectores actuales, menos se infectan con parásitos intestinales. Los científicos están tratando de determinar ahora si los antiguos cazadores-recolectores eran conscientes de esta conexión. Los pueblos de la antigüedad, como también otros muchos ahora, utilizaban plantas con fines medicinales—¿pero lo hacían de forma deliberada, o el cannabis era consumido ‘inconscientemente‘ por estas antiguas sociedades?

Los antropólogos han estado estudiando el uso de la marihuana por parte de las modernas tribus de cazadores-recolectores del África Central a fin de arrojar luz sobre la historia del hombre, y también sobre los posibles propósitos del ancestral consumo de drogas en estas sociedades.

El cannabis y otras plantas psicoactivas han desempeñado un papel importante en la historia de la civilización en todo el mundo; se las utilizaba para tratar enfermedades y heridas, como parte de rituales o para disfrutar del tiempo de ocio, también como analgésico. Sin embargo se sabe poco sobre el consumo de drogas en las sociedades de cazadores-recolectores.

El hábito de consumir marihuana en una tribu recolectora actual sigue por tanto una tradición antiquísima, y su estudio puede proporcionar conocimientos a los científicos sobre por qué la humanidad pudo iniciar esta práctica en un primer momento, y por qué la ha continuado hasta el día de hoy.

Antropólogos de la Universidad del Estado de Washington han publicado un estudio en el cual examinan el consumo de cannabis en uno de los pocos grupos de cazadores-recolectores que quedan en el mundo en la actualidad, los Aka del África Central tropical. El equipo de investigación barajaba la posibilidad de que las antiguas tribus de cazadores-recolectores “hubieran podido utilizar cannabis inconscientemente como remedio para prevenir las lombrices intestinales,” informa Medical Daily.

El estudio plantea hipótesis alternativas que expliquen el consumo de drogas. Hasta donde sabemos actualmente, las drogas recreativas activan centros de placer que hay en el cerebro y hacen que quien las consume se sienta bien física y emocionalmente, y éste ha sido siempre el caso tanto en el pasado como en nuestros días. Sin embargo, una reacción a la toxicidad de las drogas puede también darse, haciendo que muchos de quienes las han consumido se sientan enfermos. Así que la pregunta sigue en pie: ¿por qué los humanos continuaron consumiendo aquellas plantas que les provocaban estas fuertes reacciones?

“Del mismo modo que tenemos un gusto por la sal, podríamos tener un gusto por las toxinas psicoactivas de las plantas,” afirmó el autor del estudio Ed Hagen, antropólogo de la Universidad Washington de Vancouver en un comunicado de prensa.

“Así que pensamos, ‘¿Por qué tanta gente de todo el mundo habría de consumir toxinas procedentes de plantas de forma puramente lúdica?’ Si echas un vistazo al resto de animales no-humanos, hacen lo mismo, y lo que muchos biólogos piensan es que lo hacen para matar parásitos,” continuó.

Tribu-Aka-Pigmeos-cazadores-recolectores-Congo.jpg

Familia del poblado pigmeo de Ba Aka, en la República Democrática del Congo. Los Aka son de los pocas tribus de cazadores-recolectores que quedan en la actualidad en el mundo. Public Domain

Se analizaron los datos de 400 adultos Aka en el estudio. Los Aka son un pueblo “pigmeo” de la cuenca del río Congo, y su sociedad ofrece “una ventana abierta a una forma de vida que representa el 99% de la historia del hombre,” se observa en la nota de prensa.

Un sondeo desveló que aproximadamente el 70% de los hombres y el 6% de las mujeres consumían cannabis por diversas razones, ninguna de ellas era sin embargo, la de tratar infecciones intestinales o parásitos. De hecho los Aka beben infusiones que obtienen de la cocción de la motunga, planta típica de la zona, para tratar estas infecciones, y no consideran una medicina al cannabis.

Las muestras de heces revelaron que el aproximadamente 95% de los hombres padecían infección intestinal helmíntica—pero sorprendentemente aquellos que fumaban cannabis tenían una tasa de infección significativamente más baja que los que no lo hacían.

Huevos-Helmintos-Lombrices-Intestinales.jpg

Huevos de helmintos (lombrices intestinales) de diferentes especies. En los individuos afectados impiden la absorción de nutrientes, y provocan debilidad y enfermedades. Wikimedia Commons

Esto sugirió a los antropólogos que los Aka podían estar “inconscientemente” consumiendo cannabis para combatir la infección.

El uso deliberado de drogas puede detectarse en numerosos hallazgos arqueológicos y en el registro histórico, como por ejemplo en los residuos químicos procedentes de plantas psicoactivas en viviendas de diversas épocas y presentes en objetos de hace miles de años.

Bajorrelieve-Consumo-Drogas.jpg

Consumo de drogas en un antiguo bajorrelieve (Michael Bradley)

Los objetos de oro Escitas que han sido descubiertos recientemente y en los que se han detectado rastros de cannabis y opiáceos, llevan a los investigadores a la conclusión de que en la antigüedad se realizaban rituales que implicaban el consumo de drogas.

La investigación científica llevada a cabo en la momia de la Doncella del Hielo Siberiana demuestra que la joven murió de cáncer de pecho, y que padeció otros muchos males. El cannabis pudo haberla ayudado a sobrellevar mejor los síntomas de sus enfermedades.

Refiriéndose al estudio sobre la tribu Aka, leemos en el Medical Daily “Es importante observar que este estudio fue llevado a cabo por antropólogos que actuaban basándose en supuestos. No hay pruebas por ahora que sugieran que los recolectores Aka consumieran la droga a causa de sus beneficios medicinales, o si fue una simple correlación. Además, los investigadores aún no están seguros de si el cannabis puede servir de tratamiento contra lombrices y parásitos intestinales. En un estudio anterior, el autor Ed Hagen y su equipo de investigadores descubrió que el cannabis puede matar a estos parásitos en una placa de Petri, pero no está probado todavía que funcione del mismo modo en el cuerpo humano.”

A pesar de todo, la investigación sobre el consumo de cannabis y su relación con los parásitos intestinales es importante. Hagen y sus colegas observan que la infección intestinal y el consumo abusivo de sustancias son “dos de los mayores problemas de salud de los países en vías de desarrollo”

Las conclusiones del estudio se han publicado en la American Journal of Human Biology.  (Revista Americana de Biología Humana)

Imagen de portada: ¿Fuman marihuana los cazadores-recolectores para “inconscientemente” combatir los parásitos intestinales? Planta de Cannabis Sativa (Wikimedia Commons)

Autor: Liz Leafloor

Traducción: Rafa García

Este artículo fue publicado originalmente en www.ancient-origins.net y ha sido traducido con permiso

Siguiente Artículo