All  
La eminente arqueóloga peruana Ruth Shady, quien ha sido amenazada por sus intentos de proteger el sitio Caral-Chupacigarro.

Continúan crímenes y conspiraciones en el antiguo sitio de Caral en el centro de Perú

A lo largo de los valles costeros rocosos, áridos y de color óxido del centro norte de Perú, dentro del Valle de Supe se encuentra un extenso sitio arqueológico conocido como Caral. Este es uno de los sitios arqueológicos más importantes de la Tierra y actualmente se están cometiendo crímenes en Caral que están poniendo en peligro la vida de los arqueólogos y muy bien pueden borrar secretos arqueológicos esenciales de las páginas de la historia.

Descubierto en 1948 d.C., por el arqueólogo estadounidense Paul Kosok, Caral es un antiguo complejo de 150 hectáreas (370 acres) que contiene cientos de sitios individuales que datan del año 2600 a.C. Este increíblemente antiguo y vasto complejo incluye templos, pirámides, casas urbanas, plazas e incluso los llamados anfiteatros.

 

 

Kosok finalmente recibió un gran reconocimiento por su descubrimiento de un complejo sistema de canalización de agua prehistórico en Perú y su posterior descubrimiento monumental de las Líneas de Nazca. A mediados de los 90 d.C., la profesora Ruth Shady amplió el trabajo inicial de Kosok y comenzó a desentrañar los secretos del sitio que determinó que era el más antiguo de los Andes.

En 2009 d.C., se anunció que la ciudad en ruinas sería designada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Y ahora, este sitio arqueológico increíblemente importante ha resurgido en las noticias debido a lo que los principales medios de comunicación describen como tensiones entre los ocupantes ilegales, desarrolladores de tierras y el equipo del profesor Shady.

Pero este no es un campo petrolero sin explotar o un caso de deforestación. Hay algo mucho más profundo y oscuro ocurriendo en Caral que algunas ruinas interesantes amenazadas por desarrolladores corruptos. Este es un intento de prevenir el vuelco de la historia humana por las revelaciones que este sitio producirá.   

Las notables pirámides de Caral, Perú, que datan del período del Imperio Antiguo en Egipto. (Percy Meza / CC BY 3.0)

Las notables pirámides de Caral, Perú, que datan del período del Imperio Antiguo en Egipto. (Percy Meza / CC BY 3.0)

Problemas en Caral y la narrativa de los derechos a la tierra

Según informes de los medios de comunicación, la profesora arqueóloga Ruth Shady Solis de la Universidad de San Marcos en Lima, ha estado en el centro de un conflicto entre ella y una familia de urbanizadores locales. Ha sido víctima de amenazas de muerte, intimidación y, en 2003, recibió un disparo en el pecho durante un asalto al antiguo complejo de Caral.

Este grupo corrupto, ya sean ocupantes ilegales, desarrolladores o una familia local, ha estado atacando este sitio histórico profundamente importante. La profesora Shady Solis ha pedido repetidamente a las autoridades locales y nacionales que intervengan. Al parecer, el grupo afirma que un régimen de izquierda anterior les otorgó títulos de propiedad de la tierra como parte de un programa de desarrollo agrario. Sin embargo, Shady Solis ha demostrado que la familia no tiene derechos legítimos sobre la tierra y ha estado recurriendo a conductas delictivas.

La importancia ignorada de Caral: primera ciudad de las Américas

Shady, Creamer y Haas (un equipo de esposos estadounidenses), después de una serie de disputas académicas, colaboraron en el descubrimiento y la datación por radiocarbono que revelaron que Caral era el centro urbano más antiguo de América y el origen andino de la civilización. Su innovador análisis publicado en la revista Science retrasó 1000 años la fecha más antigua conocida de la cultura andina sofisticada.

Arqueólogos trabajando en una de las antiguas estructuras de Caral en Perú. (Yo, KyleThayer / CC BY-SA 3.0)

Arqueólogos trabajando en una de las antiguas estructuras de Caral en Perú. (Yo, KyleThayer / CC BY-SA 3.0)

Estos primeros habitantes andinos vinieron antes del período de la alfarería. En otras palabras, existieron en el período precerámico y, sin embargo, participaron en proyectos de construcción de montículos de plataformas masivas. De acuerdo con la comprensión convencional de cómo se establecieron las Américas, esto significaría entonces que estaban construyendo pirámides antes de descubrir cómo cocer arcilla o trabajar metal.

Es difícil exagerar el significado de todo esto en relación con toda la cuna andina de la civilización humana. Si Caral es el asentamiento original, que luego pasó a influir en sus muchos contemporáneos misteriosos, las culturas Chachapoyas, Paracas, Nazca, Inca y Moche, entonces este sitio antiguo tiene todos los indicios de que es la proverbial llave de la Piedra de Rosetta que permite a los científicos e historiadores determinar el origen de todas estas culturas misteriosas.

Controversia académica Caral # 1

Cabe señalar que más allá de las llamadas travesuras por disputas territoriales, también ha habido múltiples controversias académicas con respecto a este sitio. Los arqueólogos estadounidenses Winifred Creamer y Jonathan Haas, que trabajan con el Field Museum y la Northern Illinois University, fueron acusados ​​por Shady de plagio.

Creamer y Haas publicaron un artículo en la revista Nature en el que se atribuyeron el mérito de las fechas de radiocarbono que se hicieron en presencia del profesor Shady, que quedó fuera de sus hallazgos. Haas y Creamer están violando no solo mis derechos intelectuales como arqueóloga, sino también los derechos de un proyecto de investigación peruano cuya autoría pretenden expropiar, dijo en un comunicado público.

 Controversia Académica Caral #2

No solo hay un conflicto intelectual y criminal, sino que existe otro conflicto sobre lo que esto significa para el cuándo, quién y cómo del origen mesoamericano. Esta civilización del Norte Chico (2600 a.C.) es anterior a los olmecas por miles de años y fue contemporánea del Imperio Antiguo de Egipto. De modo que los debates fundamentales sobre el desarrollo mesoamericano se han convertido en una guerra de teorías.

Una facción está formada por Ruth Shady Solis y su apoyo a la teoría desarrollada por Michael Moseley de la Universidad de Florida. Ambos sostienen que Caral fue originalmente una sociedad pesquera con un punto de origen más atrás de lo que se creía anteriormente.

La otra facción es la de los arqueólogos estadounidenses Winifred Creamer y Jonathan Haas, quienes afirman que Caral era parte de una sociedad agrícola mucho más grande que comenzó en el valle y se extendió hacia la costa.

Una vista panorámica del complejo de Caral con los Andes al fondo. (Yo, KyleThayer / CC BY-SA 3.0)

Una vista panorámica del complejo de Caral con los Andes al fondo. (Yo, KyleThayer / CC BY-SA 3.0)

El Colosal Complejo Caral

Lo que esto significa en pocas palabras antropológicas es que ya en el 2600 a.C., o posiblemente incluso en el 3600 a.C., apareció una cultura organizada e inteligente en el valle de Supe en Perú. Este grupo eligió construir una ciudad que pudo haber sido la primera en el continente en un lúgubre desierto en el que tallaron a mano cantos rodados y piedras para hacer pirámides de plataforma, plazas circulares hundidas y espacios de vida en forma de panal. Todo esto antes del uso de la rueda, la alfarería o el metal y algunos dicen incluso antes de la agricultura a gran escala.

Las propiedades acústicas de estas llamadas plazas hundidas o anfiteatros son quizás el aspecto más fascinante, ya que esto es evidencia de niveles extremadamente altos de sofisticación. No puede haber duda sobre el intento deliberado de amplificar los efectos acústicos con fines rituales, y esto se ve reforzado por el tesoro de instrumentos musicales antiguos descubiertos en Caral, incluidas 32 flautas de hueso compuestas por restos de cóndores y pelícanos. Además, en el valle de Supe también se descubrieron 37 instrumentos de viento de corneta, hechos con huesos de ciervo y llama.

Una selección de las flautas de hueso encontradas en Caral. (Historia real).

Una selección de las flautas de hueso encontradas en Caral. (Historia real).

Protección por obligación legal

Los diversos conflictos y crímenes de este acertijo son difíciles de resolver o entender. Para empezar, tenemos amenazas de muerte, el envenenamiento de un perro, el intento de asesinato de la profesora Shady y la destrucción de sitios protegidos internacionalmente.

Todas estas "acciones" son obviamente ilegales y es responsabilidad de las autoridades locales peruanas ocuparse de ellas. Si la profesora Shady y su equipo conocen y han informado de la identidad de la familia hostil en cuestión, ¿por qué entonces no se ha procesado a ellos?

En otro nivel, las autoridades nacionales peruanas tienen un mandato legal para proteger a ciudadanos como Shady de la conspiración criminal. Y más allá de eso, el gobierno tiene la obligación de proteger este vasto complejo arqueológico. Un complejo, una vez más, que guarda en su interior la llave de la primera ciudad de todas las Américas.

Es justo especular que las tentaciones lucrativas del desarrollo de la tierra han corrompido a las autoridades peruanas y les han impedido actuar. Sin embargo, aunque esto es fácilmente imaginable, el desarrollo de la tierra o las disputas con respecto a su designación son mudas, porque todo el sitio fue designado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2009. En otras palabras, incluso si los desarrolladores de tierras locales lograron corromper a las autoridades locales e intimidar a los arqueólogos, es poco probable que su influencia pueda influir en la UNESCO, que es un brazo de las Naciones Unidas.

El punto es que se supone que estos arqueólogos y este sitio antiguo crítico están protegidos por autoridades locales, nacionales e internacionales, todas las cuales tienen obligaciones legales vinculantes para proteger y preservar el sitio de Caral.

El monolito de Huanca en el complejo Caral. (Universidad de Goshen)

El monolito de Huanca en el complejo Caral. (Universidad de Goshen)

Continuación de la protección legal de Caral

La definición de un sitio del patrimonio mundial es la siguiente: "un sitio, área o estructura natural o artificial reconocida como de importancia internacional excepcional y, por lo tanto, merecedora de una protección especial". El gobierno peruano ha gastado decenas de millones de dólares a lo largo de los años en organizaciones como la UNESCO que a cambio brindan esta protección "especial". ¿Cómo podrían los desarrolladores de tierras corruptos invertir con confianza grandes sumas de dinero para comenzar unilateralmente la construcción de un sitio que está legalmente protegido como Patrimonio de la Humanidad?

El gobierno nacional peruano también tiene una relación larga y profunda con instituciones como The Smithsonian y National Geographic Society. Curiosamente, Shady tiene conexiones con autoridades institucionales como su amiga Betty Meggers (ex directora de Arqueología Latinoamericana del Instituto Smithsonian). Meggers intentó intervenir durante la disputa de Shady contra Haas y Creamer cuando envió una carta a la National Geographic Society. Por cierto, National Geographic también financió el trabajo de Creamer y Haas.

Además, National Geographic tiene una relación extremadamente íntima con Perú que se remonta al descubrimiento de Machu Picchu. Entonces, no puede haber duda de que el Smithsonian, la National Geographic Society, la UNESCO y el gobierno nacional peruano están perfectamente al tanto de lo que está sucediendo. Aunque algunas de estas organizaciones están obligadas legalmente a proteger Caral, colectivamente se niegan a tomar medidas.

Un patrón antiguo tallado en una piedra en Caral. (Universidad de Goshen)

Un patrón antiguo tallado en una piedra en Caral. (Universidad de Goshen)

Preguntas sin respuesta que podrían explicar estos conflictos

¿Por qué las autoridades ignoran descaradamente a una académica tan aclamada como la profesora Ruth Shady Solis y un sitio tan precioso? ¿Quiénes son exactamente estas personas que han cometido una docena de "redadas o invasiones" en las ruinas? ¿Cómo llegarían a creer exactamente que infligir daños importantes pero incompletos en sitios antiguos les permitiría de alguna manera comenzar la construcción?

Incluso si estos matones sombríos completaran repentinamente su nuevo y brillante proyecto de vivienda, parece que esta enorme inversión sería inherentemente vulnerable a la incautación del gobierno debido a su invasión de tierras designadas como patrimonio.

¿Cuál es el sentido de que existan tales instituciones si se niegan a proteger la historia mientras se borra ante nuestros propios ojos? ¿Podría ser que tal vez no sea el desarrollo de este desierto, que se encuentra 150 millas al norte de Lima, el motivo detrás de la frustración de la excavación, sino más bien, el ocultamiento del origen de la civilización en las Américas?

Conclusiones

La decodificación de cómo surgió la civilización precolombina es un rompecabezas increíblemente complejo que se remonta a la antigüedad prehistórica. Esta complicada red de culturas arcaicas en ascenso y caída está aún más sumida en la complejidad de los grupos modernos motivados por motivos geopolíticos.

La cultura Caral debió ser contemporánea de la enigmática cultura Paracas que exhibió cráneos alargados, cabello castaño rojizo y que pudo haber tenido vínculos con esta cultura Norte Chico.

No muy lejos del interior, los Chachapoya, aunque técnicamente surgieron miles de años después, también pueden haber tenido vínculos influyentes con lo que debe haber sido una cultura más antigua que anteriormente dominaba la región.

Si se ignoran estos signos ominosos, es muy posible que el primer capítulo de la civilización de las Américas se elimine tanto de la historia como de la conciencia de las sociedades actuales.

Imagen de portada: La eminente arqueóloga peruana Ruth Shady, quien ha sido amenazada por sus intentos de proteger el sitio Caral-Chupacigarro. Fuente: Zona Caral

Autor: Mark A. Carpenter

Referencias

Collyns, Dan.  (3 January 2021). "Squatters issue death threats to archaeologist who discovered oldest city in the Americas." The Guardian. Archived from the original on 3 January 2021.

Miller, Kenneth. "Showdown at the O.K. Caral: Archaeologists have an uncivilized fight over how civilization began in the Americas. " Discover Magazine. September 9 2005.

Moseley, Michael (1975). "The Maritime Foundations of Andean Civilization. " Menlo Park: Cummings.

Raymond, J. Scott (1981). "The Maritime Foundations of Andean Civilization: A Reconsideration of the Evidence." American Antiquity. Society for American Archaeology.

Siguiente Artículo