Portada - Sello de jade con forma de tortuga descubierto en el mausoleo de Liu He. Fotografía: Xinhua

Descubiertos nuevos tesoros en la tumba del antiguo emperador chino Liu He

Los escasos huesos y dientes conservados de un hombre que fue durante un breve período emperador de la antigua China, siendo derrocado a continuación por su comportamiento licencioso, serán sometidos a un análisis de ADN que arrojará luz sobre su estado de salud, dieta y familiares.

Liu He fue un emperador de la Dinastía Han Occidental, linaje que dominó China desde el 206 a. C. hasta el 24 d. C. Liu He sólo reinó durante 27 días, hasta que los ministros le acusaron de incompetencia y le desterraron a Nanchang en el año 74 a. C. Se le concedió el título de Marqués de Haihun, y fue enterrado con honores de jefe de estado cuando murió en el 59 a. C.

Arqueólogos limpian el ataúd interior de la tumba de hace 2.000 años perteneciente a Haihunhou, Marqués de Haihun, enterrado en Nanchang, en el este de la provincia china de Jiangxi. (Xinhua)

Arqueólogos limpian el ataúd interior de la tumba de hace 2.000 años perteneciente a Haihunhou, Marqués de Haihun, enterrado en Nanchang, en el este de la provincia china de Jiangxi. ( Xinhua)

En la web de New Historian podemos leer que los análisis de ADN aportarán información sobre los individuos enterrados junto con el marqués, y permitirán determinar si eran sus parientes y en qué grado.

La dinastía real Han de la antigua China derrocó al entonces emperador a causa de su ineptitud y su intolerable entrega a los placeres, como ya informó Ancient Origins en noviembre del 2015. Pero cuando murió de locura cinco años más tarde eso no impidió que le rindieran homenaje en un apoteósico enterramiento con un ajuar funerario que incluía objetos de oro y plata, diez toneladas de monedas de bronce, instrumentos musicales, carros de guerra y caballos sacrificados entre otras ofrendas.

Limpieza de un carro de guerra hallado en la tumba del Marqués de Haihun. (Imaginechina)

Limpieza de un carro de guerra hallado en la tumba del Marqués de Haihun. ( Imaginechina)

En esta web podemos leer que Liu He cometió durante su corto reinado 1.127 actos de conducta indebida, aunque no se especificó en qué consistían. En otra web se dice que “era conocido por su inclinación a los placeres ya siendo príncipe,” una situación que se volvió intolerable cuando se convirtió en emperador. Aunque le dieron por loco y acabó siendo examinado por funcionarios cada cierto tiempo, le nombraron Marqués de Haihun de todos modos.  

En el artículo de New Historian podemos leer que su tumba no había sido saqueada cuando los arqueólogos la abrieron hace algunos meses, aunque el cuerpo del marqués se había desintegrado debido a un terremoto que provocó el aplastamiento de su ataúd y al agua que se filtraba en su tumba desde un lago cercano.

La tumba de Haihunhou. (CCTV.com)

La tumba de Haihunhou. (CCTV.com)

Los arqueólogos se están preparando para analizar y limpiar el interior del ataúd, en el cual descubrieron un sello personal, un cinturón, adornos de jade y una colchoneta funeraria tejida y magníficamente confeccionada.

La colchoneta funeraria consta de 2.000 retales rectangulares cosidos con hilo de oro. Li Cunxin, uno de los arqueólogos que se encuentra trabajando en las excavaciones del mausoleo, ha declarado a China.org :

Pese a la popularidad de las colchonetas funerarias esmaltadas, que se pueden encontrar en numerosos mausoleos construidos durante la dinastía Han, esta colchoneta funeraria descubierta en el ataúd del Marqués de Haihun es magnífica de un modo extraordinario. Al observarla, y sabiendo que los restos de su difunto propietario reposaban sobre ella, podemos calcular a grandes rasgos la estatura de Liu He (conocido como Marqués de Haihun), que estaría entre 1,70 y 1,75 metros.

La colchoneta funeraria esmaltada del Marqués de Haihun. Obsérvese el hilo de oro empleado para coser los retales. (Ecns)

La colchoneta funeraria esmaltada del Marqués de Haihun. Obsérvese el hilo de oro empleado para coser los retales. ( Ecns)

Se han recuperado más de 10.000 objetos de la tumba del marqués, que ocupaba unos 46.000 metros cuadrados. Enterrados junto al marqués y su esposa había otras siete tumbas, pertenecientes probablemente a sus hijos o concubinas.

El descubrimiento de este mausoleo es de tal importancia que los funcionarios chinos ya han dado instrucciones a sus subordinados para que soliciten a las Naciones Unidas la declaración de Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO para este monumento. Los arqueólogos creen que este emplazamiento quizás fuese la capital del antiguo reino de Haihun, pequeño estado situado en el norte de Jiangxi.

Además de las monedas Wu Zhu de bronce y los carros de guerra, el equipo ha encontrado más de 10.000 objetos de oro, bronce y hierro, tablillas de madera, tiras de bambú y artículos de jade. El equipo ha encontrado además diversos instrumentos musicales, entre los que hay campanas chinas, un instrumento de 25 cuerdas llamado se, flautas de pan y un sheng, instrumento de viento con tubo de lengüeta. También han hallado figuritas de terracota que representan la forma en la que se debían tocar estos instrumentos.

Uno de los objetos descubiertos en la tumba del Marqués de Haihun. (Chinanews.com)

Uno de los objetos descubiertos en la tumba del Marqués de Haihun. ( Chinanews.com)

Expertos en arqueobotánica, zooarqueología, y otras disciplinas que estudian los metales, tejidos y textos históricos, están registrando los hallazgos realizados en el lugar del descubrimiento y recopilando todos los datos posibles. Los arqueobotánicos han realizado por su parte recientemente otro interesante descubrimiento en el mausoleo: varias semillas de girasol conservadas en el vientre de uno de los difuntos.

Imagen de portada: Sello de jade con forma de tortuga descubierto en el mausoleo de Liu He. Fotografía: Xinhua

Autor: Mark Miller

Este artículo fue publicado originalmente en www.ancient-origins.net y ha sido traducido con permiso.

Next article