Portada - Los expertos del Museo Arqueológico de Sevilla, España, comienzan a catalogar las monedas del tesoro hallado recientemente en Tomares. (Fotografía: El País/Paco Puentes)

Los expertos comienzan a estudiar el excepcional tesoro romano hallado en España

El pasado miércoles traíamos hasta estas mismas líneas la recuperación de un verdadero tesoro romano descubierto en la localidad sevillana de Tomares, España. Explicábamos entonces que la maquinaria utilizada para unos trabajos de canalización, centrados en la conservación ambiental del Parque del Olivar del Zaudín –un espacio de 45 hectáreas ubicado entre el casco urbano del municipio y un campo de golf–, habían sacado a la luz 600 kilos de antiguas monedas romanas del siglo IV, ocultas en una serie de ánforas. Hoy es el turno de los expertos. Es hora de comenzar a conocer sus primeras declaraciones y conclusiones acerca de este conjunto patrimonial único.

Características de las monedas

Según diversas informaciones publicadas en el periódico español El País , las monedas inspeccionadas hasta el momento –de bronce en su gran mayoría , pertenecientes a los siglos III y IV y cubiertas de tierra y polvo– pesan entre ocho y diez gramos.

Dos de las ánforas repletas de monedas romanas durante su proceso de extracción (Fotografía: El País/Europa Press)

Dos de las ánforas repletas de monedas romanas durante su proceso de extracción ( Fotografía: El País/Europa Press )

"Se trata de un hallazgo que, aún por estudiar y analizar, ya podemos calificar de una importancia enorme. Es un conjunto único con poquísimos paralelos. Desde luego, en la historia del Imperio Romano y del Bajo Imperio Romano en España, no conocemos nada similar. No se trata de ánforas para almacenar vino o aceite, éstas son más pequeñas y se usaban para transportar otras mercancías. Lo sorprendente es que se utilizaran para guardar dinero. En el anverso, aparece la figura del emperador Maximiano o de Constantino. En el reverso, diversas alegorías romanas, como la abundancia […] Ya hemos sondeado con diferentes expertos italianos, ingleses y franceses y coincidimos en que se trata de uno de los descubrimientos más importantes sobre el periodo romano. Es un hallazgo de gran envergadura, pero hasta que no hagamos los estudios no podremos dimensionarlo. Seguramente será uno de los poquísimos hallazgos de este tipo del Imperio , ha explicado al diario El País Ana Navarro, directora del Museo Arqueológico de Sevilla , institución donde han sido depositadas las piezas.

“No descartamos nada”

De las 19 ánforas encontradas, una decena se rompió por las obras y las otras nueve permanecen selladas. Queda mucho por investigar, catalogar y descubrir todavía.

Primer plano de algunas de las monedas romanas recuperadas. El tesoro descubierto está formado por decenas de miles, y las estudiadas hasta el momento son en su gran mayoría de bronce y pertenecen a los siglos III y IV. (Fotografía: El País/Paco Puentes)

Primer plano de algunas de las monedas romanas recuperadas. El tesoro descubierto está formado por decenas de miles, y las estudiadas hasta el momento son en su gran mayoría de bronce y pertenecen a los siglos III y IV. ( Fotografía: El País/Paco Puentes )

"Solo nos ha dado tiempo a estudiar y clasificar una décima parte de las monedas. Conforme vayamos analizando otras, seguramente nos encontraremos con una franja cronológica más amplia e, incluso, no se descarta que aparezca alguna efigie con Diocleciano. No descartamos nada, no sabemos qué nos vamos a encontrar" , continúa detallando la experta.

Aunque la mayor parte del conjunto está formado por monedas de bronce, los arqueólogos también han encontrado algunas bañadas en plata. Eso sí, Ana Navarro aún no se atreve a calcular el valor económico de tan colosal hallazgo:

La mayoría está en flor de cuño, es decir, que no estuvo en circulación, por lo que no tiene desgaste. Toda la zona del Bajo Guadalquivir es muy rica en restos arqueológicos. No hay que olvidar que, durante el Imperio Romano, esta zona es una región muy potente desde el punto de vista económico y productivo. Había villas, la ciudad de Itálica estaba al lado… Seguramente hablaríamos de millones de euros, pero su principal valor es el arqueológico, que es incalculable.

 Científicos del Museo Arqueológico de Sevilla están llevando a cabo el estudio de las monedas halladas recientemente en Tomares. (Fotografía: El País/Paco Puentes)

 Científicos del Museo Arqueológico de Sevilla están llevando a cabo el estudio de las monedas halladas recientemente en Tomares. ( Fotografía: El País/Paco Puentes )

Principales hipótesis e interrogantes

Hasta el momento son varios los interrogantes que rodean a este descubrimiento. Por un lado, aunque los trabajos de regeneración del espacio natural de Tomares donde casualmente se llevó a cabo el hallazgo han continuado, la directora general de Bienes Culturales y Museos, María Araceli García , ha anunciado que la delegación territorial de la Junta de Andalucía va a solicitar al Ayuntamiento que paralice las obras y que valle la zona para proceder a realizar una excavación arqueológica de urgencia.

Por otro lado, no son pocas las preguntas sin respuesta – al menos hasta hoy – que se plantean los arqueólogos y expertos. Con respecto a las principales hipótesis contempladas, la directora del Museo Arqueológico de Sevilla puntualizó finalmente:  

Resulta sorprendente haber encontrado 19 ánforas repletas de monedas. Aunque hasta que no hagamos el estudio histórico no podremos afirmarlo, la hipótesis que barajamos es que ese dinero era usado para el pago de impuestos imperiales o el pago a las tropas. Hay que tener en cuenta que el Estado imperial era el que controlaba la acuñación de monedas, así que esto tiene que estar vinculado con algún tipo de funcionariado, relacionado con los poderes municipales del Bajo Guadalquivir… O bien estaban escondidas debido a conflictos sociales, violentos, amenazas, algún tipo de efervescencia social o bien era el punto, dentro de un fuerte o edificio de tipo militar, donde se guardaba el dinero para pagar a los soldados.

El Estado imperial era quien controlaba la acuñación de monedas, de modo que según los expertos tienen que estar vinculadas a algún tipo de funcionariado relacionado con los poderes municipales del Imperio en el Bajo Guadalquivir. (Fotografía: El País/Paco Puentes)

El Estado imperial era quien controlaba la acuñación de monedas, de modo que según los expertos tienen que estar vinculadas a algún tipo de funcionariado relacionado con los poderes municipales del Imperio en el Bajo Guadalquivir. ( Fotografía: El País/Paco Puentes )

Imagen de portada: Los expertos del Museo Arqueológico de Sevilla, España, comienzan a catalogar las monedas del tesoro hallado recientemente en Tomares. ( Fotografía: El País/Paco Puentes )

Autor: Mariló T. A.

Next article