Imagen: Sepelio de un niño en una aldea abandonada llamada Hatch, la cual fue excavada en el invierno de 1984 y 1985.

Excavaciones en una aldea revelan un hecho triste: la alta mortalidad infantil durante el medioevo

Excavaciones arqueológicas realizadas en 1980 en un abandonado pueblo inglés del medioevo arrojaron que la tasa de mortalidad infantil era tan alta en la Edad Media, que la mitad de los sepelios realizados eran de niños. La tasa de mortalidad infantil para aquel entonces era de casi 100 por cada 1000 neonatos, comparado con la tasa actual en el Reino Unido: 4 de cada 1000.

Durante el invierno de 1984-85, unos arqueólogos se encontraban realizando excavaciones en Basingstoke, en un lugar donde alguna vez hubo un asentamiento correspondiente a la Era de Hierro, cuando descubrieron el asentamiento medieval que incluía una iglesia, un cementerio y varios objetos, afirma el blog Hampshire Archaeology el cual es manejado por Dave Allen, arqueólogo del condado.

La evidencia documental reveló que el asentamiento era la iglesia y antigua mansión de Hatch. El blog dice que era "probablemente un asentamiento de un estatus alto de los siglos XII y XIII, cuando se realizaban importaciones de clase alta tales como alfarería de Saintonge. Sin embargo, para la época de Eduardo III (1327-77), 300 acres de la parroquia eran consideradas como "no cultivadas y no sembradas" y para 1380, fue exonerada de pagar diezmos y fusionada con Cliddesden. El nombre sobrevivió (Granja de Hatch Warren) y después fue adoptada para el desarrollo, pero la ubicación se perdió, hasta que Basingstoke se expandió en esta dirección y los arqueólogos empezaron a trabajar."

Luego de analizar la alfarería, los arqueólogos determinaron que había tres fases de ocupación desde mediados del siglo XI hasta finales del XV. La iglesia tenía una nave y un antealtar y estaba en el medio de un gran cementerio. No se sabe cuándo fue construido porque no se removieron pisos ni paredes, pero los investigadores creen que probablemente una iglesia normanda primitiva la construyó antes de la Conquista Normanda de 1066 d.C.

Algunos de los esqueletos fueron alterados por causa de la labranza.

Algunos de los esqueletos fueron alterados por causa de la labranza. ( Foto de Hampshire Archaeology )

Sobre los sepelios, el blog Hampshire Archaeology dice:

"Había nueve tumbas dentro de la iglesia, dos de las cuales estaban atravesadas por las paredes este y oeste. Se excavaron cinco de las tumbas correspondientes a seis sepelios. Una de ellas (la tumba 0369) era de un adulto de sexo masculino que estaba acompañado por un cáliz de peltre, una patena, y una hebilla de hierro; presuntamente se trataba de la tumba de un sacerdote. Otra tumba anterior, de un joven de sexo masculino también, estaba acompañada por dos cuartos de penique de plata de Eduard I (acuñado entre 1280-1300). Dos de las tumbas que se encontraban dentro de la iglesia eran de niños, uno de ellos se encontraba en un ataúd. Se encontró que en el recinto del patio de la iglesia había por lo menos 258 tumbas de las cuales 37 fueron excavadas, y se conocieron por lo menos 46 sepelios. Había varios sepelios dobles, varias tumbas habían sido reutilizadas y era común entremezclarlas. Más de la mitad de los sepelios eran de niños. Esta es una proporción alta, pero la tasa de mortalidad infantil habría sido alta en el periodo medieval..."

Una patena es el plato que se utiliza en la misa católica para poner la hostia.

Una patena o plato de la comunión en la tumba de quien probablemente era un sacerdote de la aldea medieval de Hatch.

Una patena o plato de la comunión en la tumba de quien probablemente era un sacerdote de la aldea medieval de Hatch. ( Foto de Hampshire Archaeology )

Las casas de la aldea y otras estructuras fueron hechas de madera. En fases posteriores, evidenciaron un mayor uso de técnicas de construcción más avanzadas. En fases iniciales, los fundamentos eran más considerables.

Imagen: Imagen: Sepelio de un niño en una aldea abandonada llamada Hatch, la cual fue excavada en el invierno de 1984 y 1985. (Foto del blog Hampshire Archaeology )

Por Mark Miller

Next article