Portada - Hallazgos recientemente descubiertos en Ascalón: anzuelos metálicos, docenas de plomos, una gran campana de bronce, etc. (Fotografía: Clara Amit, cortesía de la Autoridad de Antigüedades de Israel).

Descubierta en Israel casa de pescadores de hace 500 años en la histórica ciudad de Ascalón

En el transcurso de unas excavaciones arqueológicas llevadas a cabo en Ascalón (Israel) se ha descubierto una construcción utilizada por pescadores en la época otomana que albergaba plomos y anzuelos para pescar.

Las excavaciones llevadas a cabo en la ciudad costera israelí de Ascalón han desvelado la existencia de edificios que eran utilizados en el pasado por habitantes de la zona que se dedicaban a la pesca a lo largo de la costa mediterránea durante el período otomano (siglos XVI-XX).

Ashdod fue una importante ciudad cercana a la costa mediterránea de Palestina en la época otomana. A lo largo de las excavaciones realizadas en el pasado en este centro mediterráneo han salido a la luz numerosas construcciones del antiguo puerto de Ashdod (Ashdod-Yam), entre ellas una gran fortaleza construida en mampostería de piedra.

Ahora, los arqueólogos que están excavando en este puerto costero han descubierto dos casas de pescadores y una torre de vigilancia, posiblemente un faro, todos ellos datados en la época otomana.

Jóvenes estudiantes trabajando en las excavaciones arqueológicas de Ashdod y Ascalón. (Fotografía: Clara Amit, cortesía de la Autoridad de Antigüedades de Israel)

Jóvenes estudiantes trabajando en las excavaciones arqueológicas de Ashdod y Ascalón. (Fotografía: Clara Amit, cortesía de la Autoridad de Antigüedades de Israel)

Como explican los arqueólogos que dirigen las excavaciones en una nota de prensa publicada por la Autoridad de Antigüedades de Israel (AAI), la torre se encontraba situada en lo alto de una cima elevada que domina la playa y el mar Mediterráneo. Desde la torre se podían enviar señales y orientar a los barcos que navegaban entre los antiguos puertos de Ascalón y Ashdod-Yam. 

“La casa de pescadores estaba dividida en tres habitaciones, y en su interior se han descubierto gran cantidad de elementos que indican su uso: anzuelos de metal, docenas de plomos para pescar, una gran campana de bronce e incluso un ancla de piedra. Las entradas a la construcción se encontraban todas al norte a fin de impedir que los fuertes vientos y temporales la afectaran,” explica en la rueda de prensa emitida por la AAI Federico Kobrin, uno de los directores de las excavaciones.

Los arqueólogos han indicado además que es la primera vez que sale a la luz en Ascalón una construcción que podemos atribuir con certeza a la antigua industria pesquera.

Federico Kobrin, director de las excavaciones en curso de la Autoridad de Antigüedades de Israel en Ashdod y Ascalón, junto a la torre de vigilancia recientemente descubierta. (Fotografía: Clara Amit, cortesía de la Autoridad de Antigüedades de Israel)

Federico Kobrin, director de las excavaciones en curso de la Autoridad de Antigüedades de Israel en Ashdod y Ascalón, junto a la torre de vigilancia recientemente descubierta. (Fotografía: Clara Amit, cortesía de la Autoridad de Antigüedades de Israel)

Ashdod: una ciudad en disputa

Ashdod puede presumir de una rica historia. A lo largo de su historia, la ciudad estuvo ocupada por filisteos, israelitas, bizantinos, cruzados y árabes.

El más antiguo asentamiento documentado en Ashdod pertenece a la cultura cananea y data del siglo XVII a. C. Las excavaciones arqueológicas han sacado a la luz las ruinas de una antigua ciudad fortificada cananea.

Tres siglos más tarde, los Pueblos del Mar la ocuparon. En la época bíblica, Ashdod se había convertido en una de las cinco ciudades principales de los filisteos bajo el dominio de sus respectivos “tiranos”, y evidentemente también en el centro religioso más importante de Filistea, capital del culto al dios Dagón.

En el año 734 a. C., la ciudad se rindió a Teglatfalasar III de Asiria, y en el 712 a. C. Sargón aplastó una rebelión encabezada por el rey Azuri de Ashdod, provocada por los altos impuestos exigidos por el Imperio Asirio. Con posterioridad, la ciudad se convirtió en capital de una provincia asiria (Isaías 20,1). A pesar de que Ashdod se encontraba situada sobre la via maris, antigua ruta comercial que recorría la costa, no era de hecho una ciudad costera, aunque sí disponía de un puerto llamado Ashdod Yam (“Ashdod-sobre-el-mar”). Al decaer el poder asirio en la región, el faraón egipcio Psamético I conquistó la ciudad tras un asedio de 29 años (Herodoto, 2:157).

Batalla de Ascalón, 1099 (Public Domain)

Batalla de Ascalón, 1099 ( Public Domain )

En la época macabea, Ashdod (llamada entonces Azotus) fue atacada por Judas Macabeo hacia el 163 a. C., y más tarde por su hermano Jonatán en el año 148 a. C. En este segundo ataque el templo de Dagón fue incendiado (I Macabeos 5,68 y 10,84).

La ciudad fue reconstruida por los romanos en torno al año 55 a. C., y fue conocida habitualmente en esa época por su nombre griego: Azotus.

Imagen de portada: Hallazgos recientemente descubiertos en Ascalón: anzuelos metálicos, docenas de plomos, una gran campana de bronce, etc. (Fotografía: Clara Amit, cortesía de la Autoridad de Antigüedades de Israel).

Autor: Sam Bostrom

Este artículo fue publicado originalmente en www.ancient-origins.net y ha sido traducido con permiso.

Next article