Portada - Monumento de las Espadas en la Roca, Hafrsfjord, Noruega. Fuente: CC BY-SA 4.0

Submarinistas recuperan antigua espada de hace 500 años en un lago noruego

Según los expertos, una espada que ha sido extraída de un lago por dos entusiastas del submarinismo en Noruega podría haber sido utilizada hace siglos en ejecuciones. La hoja metálica, de hace 500 años, fue hallada en uno de los lagos más grandes de Noruega.

La espada recientemente descubierta fue recuperada del lago Mjøsa, situado en la región meridional de Noruega, 35 millas (56 km) al norte de Oslo. Éste no es sólo el mayor lago de Noruega (con 100 kilómetros de longitud), sino que es además uno de los lagos más profundos de Europa con una profundidad de hasta 400 metros (1.312 pies). En su costa oriental se encuentran las ruinas de una catedral del siglo XII, y es un lugar muy popular para la práctica del turismo acuático.

Submarinistas noruegos extraen la espada del lago. CC0 / Øyvind Holmstad / Redningsskøyta på Mjøsa

Submarinistas noruegos extraen la espada del lago. CC0 / Øyvind Holmstad / Redningsskøyta på Mjøsa

Unos tenaces submarinistas finalmente encuentran hierro

The Local ha informado que la espada fue descubierta por dos submarinistas noruegos, Miro Baricic y Knut Erik Gylder, quienes llevan mucho tiempo explorando el fondo del lago en busca de este tipo de tesoros.

“Habíamos encontrado principalmente basura hasta ahora. Miro, que descubrió la espada, se dio cuenta rápidamente de que era una espada,” explicaba Gylder para NRK.

Cuando la espada fue recuperada del lago - que al ser de agua dulce había ayudado a su conservación - los descubridores la llevaron al Museo de Mjøs para examinarla debidamente. Una vez allí, el director del museo, Arne Julsrud Berg, realizó un examen preliminar de la espada y observó que había indicios de que su antigüedad estaba en torno a los 500 años, datándola así a finales de la Edad Media en Europa.

La espada recuperada del lago Mjøsa. (Imagen: Arne Julsrud Berg / Mjøsmuseet)

La espada recuperada del lago Mjøsa. (Imagen: Arne Julsrud Berg / Mjøsmuseet)

La época de la espada

Por aquel entonces, la expansión de las tierras nórdicas a través de las expediciones vikingas al extranjero había cesado. También había finalizado el período considerado habitualmente como la Edad de Oro de Noruega . Este tiempo de paz y prosperidad, con un comercio creciente con Inglaterra y Alemania, sufrió un golpe devastador, pero no a través del derramamiento de sangre, sino a causa de la peste negra, que alcanzó el reino en 1349 y aniquiló a un tercio de la población.  Esta terrible epidemia debilitó la fuerza de Noruega durante los dos siglos siguientes, llevándonos a la que se cree que es la época de la espada recientemente descubierta.

Hacia el año 1500, la debilitada población de Noruega estaba en torno a los 150.000 habitantes, y gran parte de la tierra era propiedad de la Iglesia o el estado, siendo apenas un 20% de las tierras de cultivo propiedad de los campesinos. Las tierras de los alrededores del lago Mjøsa eran fértiles y excelentes para la agricultura. ¿Era esta antaño imponente espada entonces propiedad de un rico terrateniente? Tal vez no, ya que la zona del lago donde fue descubierta ha llevado a la especulación de que podría haberse encontrado a bordo de un barco. Muchos noruegos vivían del transporte marítimo y la pesca en aquella época.

Vista del lago Mjøsa en dirección norte desde Minnesund, Eidsvoll. (Dominio público)

Vista del lago Mjøsa en dirección norte desde Minnesund, Eidsvoll. ( Dominio público )

La espada podría incluso haber sido depositada allí en 1508, cuando el rey Cristián II estaba sofocando una revuelta de campesinos y remó por el lago hasta Toten, capturando allí a sus residentes y encerrándolos en la bodega abovedada de la rectoría de Østre Toten a la espera de torturarlos.

Este tipo de armas ya no se empleaban sólo para saquear las riquezas y el territorio, o para resolver controversias relativas a las fortalezas respectivas de paganismo y cristianismo. Por aquel entonces se estaba forjando un abismo en el bando cristiano, ante las críticas de los principios del catolicismo por parte de Martín Lutero. Esta reforma protestante comenzó a desarrollarse en Noruega en 1529 frente a la resistencia católica encabezada por Olav Engelbrektsson. Sólo podemos especular si esta espada fue utilizada para ayudar a la reforma o para combatirla.

El veredicto de los expertos

Parece que la espada fue en su época una imponente pieza de metal, midiendo actualmente 92 cm (36 pulgadas). Los expertos han planteado ya teorías diversas respecto a su propósito y el estatus de su dueño. Sputniknews informa de las declaraciones de Julsrud Berg recogidas por NRK:

“Una teoría sugiere que podría haber sido una espada de batalla. Las espadas a dos manos como ésta eran utilizadas habitualmente en guerras y batallas de Europa en el siglo XVI”

La idea de que la espada fuese empuñada en una batalla parece bastante obvia, puesto que difícilmente se podría dar otro uso a una espada como ésta. Otra teoría es que hubiera sido utilizada en ejecuciones o fuera simplemente un arma ceremonial, o un símbolo de estatus.

Un hallazgo interesante

Aunque no se trata de un arma excesivamente antigua, como la espada vikinga de hace 1.200 años hallada por un senderista en Hordaland, sigue siendo un hallazgo interesante, y sin duda supera a la espada de atrezzo de una película de hace 30 años que fue descubierta en un lago de Cornualles por una niña de siete años el pasado año.

La espada vikinga del siglo VIII descubierta por un senderista en Noruega. Crédito: Consejo Regional de Hordaland.

La espada vikinga del siglo VIII descubierta por un senderista en Noruega. Crédito: Consejo Regional de Hordaland.

La espada no está en el mejor estado de conservación posible, pero será interesante ver qué más información puede obtenerse de ella una vez haya sido sometida a los trabajos de conservación correspondientes en el Museo de Historia Cultural de Oslo.

Imagen de portada: Monumento de las Espadas en la Roca, Hafrsfjord, Noruega. Fuente: CC BY-SA 4.0

Autor: Gary Manners

Este artículo fue publicado originalmente en www.ancient-origins.net y ha sido traducido con permiso.

Next article