Portada-Las “Pirámides polacas” eran estructuras megalíticas que fueron construidas en la antigua Polonia excavando la tierra y amontonando rocas de gran tamaño en su parte superior. Se cree que su construcción habría requerido la participación de cientos de obreros. (Wiara Przyrodzona)

Pirámides polacas: ruinas de tumbas megalíticas de la época de Stonehenge en Polonia

(Leer articulo en una sola página)

En Pomerania Occidental, Polonia, ha sido descubierto un conjunto monumental de tumbas megalíticas. A causa de las enormes dimensiones de este tipo de estructuras, a menudo se las denomina como las “Pirámides polacas.”

Según Radio Szczecin , el descubrimiento de más de una docena de tumbas megalíticas de gran tamaño fue realizado en el transcurso de una investigación y programa de conservación llevado a cabo por la Dra. Agnieszka Matuszewska, del Departamento de Arqueología de la Universidad de Szczecin, en colaboración con Marek Schiller, de Dębno. El emplazamiento se encuentra en las cercanías de Dolice, Pomerania Occidental. La intención inicial de los investigadores era acceder al lugar para procesar, almacenar y visualizar datos geográficos, pero el descubrimiento realizado en Dolice parece estar superando con creces las expectativas iniciales de los investigadores.

Estas estructuras de tierra eran construidas con la forma de un triángulo alargado rodeado por grandes bloques de piedra. Los monumentos se alzaban hasta unos 3 metros de altura, y sus dimensiones eran unos 150 metros de largo y de 6 a 15 metros de ancho. El lugar en el que se encuentran es de difícil exploración. Su superficie se encuentra cubierta por un viejo bosque. Los arqueólogos han descubierto en pequeños yacimientos de la zona fragmentos de cerámica y otros objetos. Las tumbas fueron construidas por la comunidad de la Cultura de los Vasos de Embudo, que habitó esta región entre el quinto y el tercer milenio a. C.

Ruinas de una de las tumbas descubiertas cerca de Dolice – estado actual. Fotografía: M. Schiller

Ruinas de una de las tumbas descubiertas cerca de Dolice – estado actual. Fotografía: M. Schiller

Estos túmulos albergan enterramientos individuales. Según los investigadores, los individuos enterrados en estas tumbas eran importantes ancianos de la tribu. Cuando los investigadores hayan recopilado más datos y explorado los yacimientos más exhaustivamente, podrían disponer de nueva información sobre estas construcciones. Hasta ahora, la investigación ha estado basada en métodos no invasivos.

La Dra. Matuszewska ha declarado a PAP – Ciencia y Estudios en Polonia:

Para nuestros análisis hemos hecho uso del proyecto ISOK (Sistema Informático de Protección Nacional contra amenazas extraordinarias). Gracias a la base de datos que hemos creado y actualizamos sistemáticamente, ha sido posible seleccionar los lugares en los que poner a prueba este método. La zona próxima a Dolice es indudablemente la más interesante, [en ella] hemos detectado al menos doce posibles tumbas megalíticas. En el transcurso de la verificación de campo hemos confirmado claramente la presencia de 18 tumbas megalíticas de tipo Kujawy, un número mucho mayor del que conocíamos hasta ahora por la bibliografía.

El hallazgo fue realizado gracias al uso de tecnología moderna, como modelos digitales del terreno (MDT) y mapas tridimensionales de la zona trazados mediante ALS ( Airborne Laser Scanning – ‘Escaneado por Láser Aerotransportado’). Estos métodos han permitido a los investigadores localizar con precisión los elementos que ya se conocían con anterioridad, además de descubrir nuevas tumbas. Gracias a ellos han tenido también la oportunidad de verificar sus conocimientos del terreno e intentar restaurar estructuras y objetos. Los arqueólogos han documentado asimismo su grado de deterioro y se plantean la posible protección de las zonas del bosque en las que se encuentran estos monumentos.

Una de las tumbas descubierta mediante ALS cerca de Dolice – estado actual. (M. Szydłowski)

Una de las tumbas descubierta mediante ALS cerca de Dolice – estado actual. (M. Szydłowski )

Las construcciones megalíticas de Polonia solo se han conservado en las zonas boscosas. El resto fue destruido por la expansión de la agricultura. Desde la época medieval, Polonia ha producido alimentos que han abastecido los graneros de toda Europa. Aparte de esto, las gentes del siglo XIX utilizaron también elementos de estas estructuras para construir sus propias casas, carreteras y otros edificios.

La construcción descubierta en Dolice no es la única de este tipo en Polonia. En el transcurso de la misma expedición, se hallaron cuatro tumbas más en Ploszkowo. No obstante, los más famosos monumentos de este tipo se encuentran en Sarnów y Wietrzychowice .

Aparte de ser muestras del fascinante legado histórico que nos ha dejado el pueblo que habitaba esta región en el pasado, el misterio envuelve a estos monumentos al igual que ocurre con el Stonehenge británico. Existen algunas similitudes entre los túmulos descubiertos en Polonia y los hallados en Europa Occidental. Como por ejemplo, que estas estructuras procedan de la misma época que Stonehenge. Los investigadores polacos también descubrieron un asentamiento datado entre el 3635 a. C. y el 3370 a. C. en Bronocice, cerca de Cracovia, al sur de Polonia. Y aún más, existe una mina subterránea de sílex excavada por gentes del 3500 a. C. – 3300 a. C. localizada en Krzemionki Opatowskie, en los Montes Świętokrzyskie.

Nuestra Misión

Ancient Origins pretende descubrir e investigar lo que creemos representa la parte más importante de los conocimientos que podemos lograr como seres humanos: nuestros orígenes.

Si bien hay quien podría pensar que poseemos ya un conocimiento profundo sobre el tema, pensamos que aún existen infinidad de enigmas y misterios que necesitan ser estudiados.

Por lo tanto, alentamos a una comunidad abierta dedicada a la investigación, la comprensión y explicación de los orígenes de la vida de nuestra especie en el planeta Tierra: organizamos, apoyamos y también financiamos los esfuerzos que van en esta dirección.

Nuestro objetivo es ir más allá de las teorías, y presentando una evaluación precisa de la investigación actual, resaltamos y ofrecemos puntos de vista alternativos a las declaraciones de la ciencia y arqueología convencionales.

Embárcate con nosotros en un viaje para explorar civilizaciones perdidas en el tiempo, antiguos lugares y hallazgos y misterios científicos inexplicables, mientras reconstruimos conjuntamente la historia de nuestros orígenes.

Next article