La encantadora belleza del profundo laberinto de Buda.

El Misterioso Laberinto de Buda: las enigmáticas cuevas antiguas debajo del palacio fueron evacuadas por la policía de repente y sin explicación alguna

(Leer articulo en una sola página)

Muy profundo, bajo las imponentes paredes de piedra de un palacio del siglo XIII, el Laberinto de Buda oculta en sus senderos zigzagueantes y sus salones negros como el carbón, la oscura historia del antiguo distrito del castillo de Budapest. Aquí, los esqueletos de los muertos ponen al descubierto hechos violentos. Sin embargo, en tiempos más recientes, las cavernas fueron abiertas al público, exhibiendo su encantadora belleza. De repente, en el 2011, la policía evacuó el laberinto y clausuró sus puertas por razones que se desconocen.  ¿Qué provocó este extraño cierre? ¿Qué había escondido bajo las calles de Budapest?

Bóvedas arpadianas con la fuente bautismal - Laberinto del Castillo de Buda

Bóvedas arpadianas con la fuente bautismal - Laberinto del Castillo de Buda CC BY-SA 3.0

La oscura historia de las cuevas

El complejo de cuevas subterráneas y pasadizos fue forjado en la roca sólida por torrenciales aguas termales mucho antes de que el hombre prehistórico lo usara como refugio de caza hace más de medio millón de años.  Se dice que en las cuevas se encontraron evidencias arqueológicas de herramientas de piedra de hace 350 000 años, pertenecientes al Homo erectus .

Las recámaras y los pasadizos alcanzan más de 1200 metros y están a unos 16 metros por debajo del antiguo distrito del castillo, que ahora es Budapest, la mayor ciudad húngara. Las cuevas son tan únicas e históricas que fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1987, como un espectacular paisaje urbano. Las cuevas han sido testigo de parte de la historia de la humanidad y de la cultura de Budapest desde la prehistoria, pese a que hayan sufrido muchos cambios con el paso del tiempo. 

Arte de estilo prehistórico decora las paredes del laberinto.

Arte rupestre decora las paredes del laberinto. CC BY-SA 3.0

Este fue el lugar donde se ubicó la antigua ciudad romana de Aquincum, localizada justo entre Buda, sobre el banco derecho del río Danubio, y Pest, en el banco izquierdo. Pest era un importante centro económico, pero fue devastada por la invasión mongola del año 1241. Fue reconstruida y en los años siguientes el formidable castillo de Buda fue construido por el rey Bela IV sobre las antiguas recámaras.

El increíble e inmenso castillo de Buda en Budapest, sobre el río Danubio.

El increíble e inmenso castillo de Buda en Budapest, sobre el río Danubio. CC BY 2.0

Los primeros residentes usaron las cuevas para almacenar alimentos y abastecerse de agua. Los profundos túneles sirvieron de refugio en tiempos de guerra y contra incendios; también fueron utilizados por habitantes del castillo de Buda durante cientos de años, pero con el tiempo fueron olvidados.

Las sinuosas cuevas fueron redescubiertas e investigadas en 1930, a raíz de unos trabajos de desarrollo urbanístico. Se descubrieron huesos y objetos y restos de todo tipo, por lo que se abrieron al público como lugar de interés. Los sótanos fueron abiertos dejaron al descubierto un suntuoso camino en forma de laberinto.

El lúgubre "Jinete Perdido" tallado entre las recámaras del laberinto.

El lúgubre "Jinete Perdido", tallado entre las recámaras del laberinto. CC BY-SA 3.0

Pasillos encantados

Resulta fácil creer las oscuras leyendas del laberinto subterráneo, ya que sus paredes húmedas y poco iluminadas y los huesos de los muertos evocan tiempos de gran violencia.

Existen restos de lo que vino a ser un antiguo harén turco justo en la entrada de las cuevas y se dice que varios esqueletos femeninos, que datan de los tiempos de la ocupación otomana, fueron encontrados en las profundidades de los túneles. Asimismo, el laberinto era usado como prisión y cámara de torturas y una de las historias más espeluznantes tiene que ver, precisamente, con el famoso Vlad Tepes (Vlad el empalador), que después fuera conocido como "Drácula".

Se dice que Vlad Tepes, príncipe de Valaquia, fue traicionado por su aliado, el rey húngaro Matías. Pues bien, la leyenda local cuenta que cerca del año 1462, Vlad fue encarcelado y abandonado para que se pudriera en las oscuras entrañas de la tierra, bajo el castillo de Buda. No se sabe cuántos años languideció allí, pero se sospecha que fue torturado brutalmente porque cuando fue liberado, se había transformado en el hombre infame que pasó a la historia por sus atroces actos de tortura, asesinato y crueldad así como por su especialidad: empalar a miles de prisioneros. La leyenda también relata que Vlad Tepes fue sepultado en el frío piso de piedra de las cuevas y que hay una tumba marcando el lugar concreto.

Nuestra Misión

Ancient Origins pretende descubrir e investigar lo que creemos representa la parte más importante de los conocimientos que podemos lograr como seres humanos: nuestros orígenes.

Si bien hay quien podría pensar que poseemos ya un conocimiento profundo sobre el tema, pensamos que aún existen infinidad de enigmas y misterios que necesitan ser estudiados.

Por lo tanto, alentamos a una comunidad abierta dedicada a la investigación, la comprensión y explicación de los orígenes de la vida de nuestra especie en el planeta Tierra: organizamos, apoyamos y también financiamos los esfuerzos que van en esta dirección.

Nuestro objetivo es ir más allá de las teorías, y presentando una evaluación precisa de la investigación actual, resaltamos y ofrecemos puntos de vista alternativos a las declaraciones de la ciencia y arqueología convencionales.

Embárcate con nosotros en un viaje para explorar civilizaciones perdidas en el tiempo, antiguos lugares y hallazgos y misterios científicos inexplicables, mientras reconstruimos conjuntamente la historia de nuestros orígenes.

Next article